El Renacer que surge del «Cisne Negro»

Estamos cerca a que se termine este año tan difícil para el mundo entero. Confieso que esta semana me ha tocado reforzar mi oración y meditación contemplativa para mantenerme firme y hoy ante Dios y ante mis seres queridos, quiero expresar el resultado de esta pequeña crisis que yo se la atribuyo a un «cisne negro» Para Renacer, hay que nacer de nuevo, y esa transición exige de todos nosotros una transformación fundamentada en valores como la humildad, la compasión y la colaboración sincera. El renacer debe orientarse con un propósito mayor de cambio virtuoso y generoso. No obstante, el esfuerzo por avanzar y de las acciones que como ser humano y como compañía «del ser para el hacer» nos proponemos, la economía no da la respuesta que esperábamos y promulgábamos y la metáfora del cisne negro, tan lejana a nuestra vida, se hace realidad.
Como he dicho siempre soy una optimista por naturaleza, sin embargo, la carencia de respuestas, la demora en la toma de decisiones, el silencio de muchos, la ausencia, nos llevan, a entender sin juzgar, la naturaleza humana. Somos seres de luz, pero ante todos humanos. Además, somos latinos y nuestra cultura nos abraza. A pesar de extrañar de manera profunda el abrazo y el contacto de las relaciones, nos escondemos en nuestro refugio y el fenómeno «cabaña» se intensifica. La comunicación por el WhatsApp es la reina de las comunicaciones y al mismo tiempo, la causa del distanciamiento de lo que vale la pena: el contacto humano.
Decía Polo “el hombre siempre puede crecer, se mejora en la medida en que son buenos los actos» necesitamos de la ética, de los valores, de ser conscientes en todo momento para hacer blancos esos cisnes y hacer que nuestra esencia de bien, aflore.
El Renacer nos lleva a entender de manera más profunda, el valor de las relaciones, la importancia de la afiliación y del calor humano. La colaboración debe darse en doble vía y en todo sentido y la defino como esa preocupación sincera por los demás, aún a costa de nuestros propios intereses; Es el trabajo por un fin común y por la abundancia para todos. Es el crecer en el nivel de conciencia, sin perder de vista que lo que es esencial y lo básico es avanzar a un nivel 6, al trabajar hacia el bien común, pero sin olvidar el poder de las relaciones del nivel 3.
En este paradigma y transición invito a meditar, a incrementar nuestra inteligencia espiritual, a reflexionar lo que verdaderamente vale la pena, a colaborar, a dar respuestas más cercanas, a dar cara a la realidad, de manera clara y directa, la sinceridad duele a veces, pero se supera.
A conectarse con la Divinidad o con el Universo. A expresar gratitud de lo que se es y se tiene.
A respirar y en general ser más conscientes en cada momento “Volver el subconsciente, consciente como decía Karl Jung. Quizás así, logremos superar estas metáforas y momentos algo grises para ser la “mejor versión de nosotros mismos” y logremos potencializar la luz que todos los seres humanos tenemos para dar al mundo y compartir con otros.
Con cariño, 
María
1. “La teoría del cisne negro o teoría de los sucesos del cisne negro es una metáfora que describe un suceso sorpresivo de gran impacto socioeconómico y que, luego se racionaliza Fue desarrollada por el filósofo e investigador libanés Nassim Taleb.
2. Es el no querer salir de casa
3. Quien es el Hombre, libro de Leonardo Polo
4. La empresa consciente, de Fred Kofman
5. Interpretación del pensamiento de R Barret
CONTACTO