«No da marcha atrás quien está atado a una estrella» Leonardo Da Vinci

“Una antigua enseñanza de los indios americanos dice que tenemos dos lobos en nuestro interior, aquel que alimentemos se fortalecerá dentro de nosotros: el que tira hacia la seguridad y el confort y el que se mueve al crecimiento. Aquel que consideramos más valioso, será el que cultivamos”
El crecimiento requiere de una forma de pensar “Como decía Jesús, no se puede servir a 2 señores: o bien te comprometes con un cambio real de corazón y de mente o simplemente estás perdiendo el tiempo: Esta forma de pensamiento, significa un compromiso total con la senda de crecimiento, sin vacilación, sin excusas, ni rodeos. Viviendo el presente con la mejor versión de ti mismo y no pensando que el mañana será mejor, o que la revolución, el menor esfuerzo o la rebeldía son el camino” 1
A finales de 1800, ocurrió un encuentro, a la salida de un teatro, entre la ciencia y la sabiduría, que se recordará por siempre. Nicola Tesla, el científico que expresó a occidente la existencia de lo invisible, la energía y Swami Vivekananda, un yogui alumno de Sri Ramakrishna Paramahamsa, líder religioso hindú, nexo importante entre el mundo occidental y oriental. En aquel momento, surgió un término que sería para Tesla la confirmación de toda su investigación, el PRANA una fuerza vital, de la cual el espíritu se nutre, la energía que mueve al mundo.
Prana es una palabra sánscrita que significa energía absoluta, la energía vital existente en el Universo o también la energía vital de nuestro cuerpo. Es la energía que ingresa a nuestro organismo por el oxígeno y que se ejercita con el Yoga 2 y mueve a los yoguis. 3
Tanto Tesla, como los hindús que hablaban de energía, del Prana, como quienes  amamos a Dios, hablamos de lo mismo: aquello que nos mueve , aquello que nos sirve en momentos críticos y de tanto atropello y rebelión como el que vivimos en Colombia, y en el mundo entero “Es la manifestación de aquello que es invisible, que nos inspira y nos mueve, y que tiene el poder de transformar, de cambiar con un propósito, de avanzar”. Es la misma fuerza que hace parte de nuestra Fe y circula entre y desde toda manifestación de vida. La que se vislumbra con el universo.
Traigo a colación esta historia, por el interés que se practica en Maria Reina Consultores “del Ser para el Hacer”, de movilizar a otros hacia lo positivo, hacía lo que realmente vale la pena, hacia lo que agrega valor y dejar un lado, o al menos inmunizarse a lo que sucede en nuestro entorno totalmente incomprensible.
Tenemos diferencias de pensamiento, existe la diversidad y quizás situaciones que se tildan injustas, sin embargo, sí creemos en algo, llámese, energía, Prana, mantras o fe, tenemos el sustento para salir adelante, para actuar con conciencia, para no perder la esperanza, para no sucumbir en las crisis, para perder batallas, pero nunca la guerra.
Tiene que ver con la inteligencia espiritual porque alimenta el espíritu y permite, que el mismo alimento, sea la fuerza o luz, e ilumine en momentos de agobio. 2
Tener Fe, es mirar con optimismo la vida, es abrigarnos con la belleza de la naturaleza, apreciar su color, su olor y expresión y tener la certeza que allí está la mano de Dios, el oxígeno de los budistas y la energía de TESLA, sigamos adelante.
Solo el compromiso, el esfuerzo resulta en crecimiento. Se dan milagros, nosotros podemos contar de varios en nuestra historia. La lucha es permanente, se pierde a veces, pero también se gana más. La abundancia es producto de la colaboración, y de trabajar con un fin común en mente.
“No da marcha atrás quien está atado a una estrella”
Leonardo Da Vinci
Con cariño,
María.
  1. Inspirado en los 40 días de buenos hábitos de Yoga- space y del libro de IYENGAR
  2. Es a través de tu cuerpo que te das cuenta de que eres una chispa de Divinidad” B.K.S. Iyengar
  3. Me considero una hija de Dios y yogui por mi práctica de esta forma de vida saludable
  4. A partir de la contemplación, surgen prácticas espirituales como el amor a Dios, el Yoga y la meditación y dentro de estas, no es fortuito que uno de los ejercicios básicos que se plantean sea la toma de conciencia de nuestra propia respiración.
CONTACTO