Principio de vida

Los maestros en el arte de vivir no hacen distinción alguna entre su trabajo y su diversión, sus esfuerzos y sus momentos de ocio, sus mentes y sus cuerpos, su información, su esparcimiento, su amor y su religión. Apenas diferencian una cosa de otra; se limitan a perseguir su visión de excelencia en todo cuando hacen, dejando para otros la tarea de decidir si trabajan o juegan.

CONTACTO
1
¡Hola!
¿En qué podemos ayudarte?
Powered by